Caracas, 16 de septiembre de 2018.-  La alta comisionada de Naciones Unidas para los Derechos Humanos, Michelle Bachelet, denunció recientemente el gran peligro que corren los activistas sociales en Latinoamérica, especialmente en Colombia, en donde cada 4 días, es asesinado uno, lo que significa un total de 364 personas desde la firma del Acuerdo de Paz.

En su primer discurso ante el Consejo de Derechos Humanos de la ONU, la alta comisionada hizo énfasis en la situación de los defensores sociales y de derechos humanos en América Latina, donde están siendo víctimas de inusitada violencia, por lo que instó a los gobiernos reforzar sus medidas para evitar que la situación siga empeorando

Bachelet indicó que pese al cese del conflicto y la firma del Acuerdo de Paz entre el Gobierno colombiano y las extintas Fuerzas Armadas Revolucionarias de Colombia – Ejército del Pueblo (FARC-EP), Colombia fue el país donde se reportó el número más elevado de crímenes contra líderes sociales.

Recientemente la Organización Nacional Indígena de Colombia (ONIC) denunció el asesinato de la líder social indígena, Marta Carolina Cañas Yagarí, en la reserva de Karmata Rúa (Cristianía) en el estado de Antioquia.

Según datos de la cadena internacional de noticias Telesur, la cifra de líderes sociales asesinados durante el 2018 ascendió a 160, 364 desde la firma de los acuerdos de paz el 24 de noviembre de 2016 y 465 desde el primero de enero de ese año, recoge el Informe especial Todos los nombres, todos los rostros.   /CP