Caracas, 21 de agosto de 2018.- La vicepresidenta Ejecutiva de la República, Delcy Rodríguez, anunció que los transportistas y el Ejecutivo Nacional trabajarán en conjunto y con sentido de cooperación para establecer una tarifa temporal y provisoria que se cobrará en el transporte público en todo el país hasta la entrada en vigencia del subsidio a la gasolina.

“Muy importante este anuncio para toda la población: el día jueves, nosotros, nos vamos a poner todos de acuerdo en el precio de equilibrio de una tarifa de transición para que en el marco del programa de la Reconversión Monetaria y el programa de Recuperación Económica, nuestra población y los transportistas tengamos ya definida una tarifa y un precio definitivo”, informó la alta funcionaria tras un encuentro de trabajo en la sede de la Vicepresidencia en Caracas.

Junto a los representantes gremiales de los transportistas venezolanos, la Vicepresidenta Ejecutiva calificó la reunión como muy fructífera y productiva, por cuanto se llegó al acuerdo de seguir trabajando en la sede de la vicepresidencia este miércoles y jueves en debate permanente para establecer el monto equilibrado que requiere este servicio.

“Para el jueves tener, ya, definida, una tarifa provisoria hasta la entrada en vigencia del programa de subsidio de la gasolina”!, complementó, durante una conferencia a los medios juntos a José Betancourt, Presidente de la Federación Nacional de Transporte y Pedro Jiménez.

Además de este tema, el encuentro sirvió para discutir y establecer criterios relativos al pasaje estudiantil, el bienestar y protección social de los conductores, el ámbito de las compensaciones y financiamiento necesarios para este sector tan importante en la cotidianidad ciudadana y en la economía nacional.

Los representantes gremiales agradecieron al Gobierno Nacional, a los ministros de Transporte y a la Vicepresidenta Ejecutiva por las gestiones que se realizan en este sentido, tras lo que calificaron como grave crisis en su sector motivado a la guerra económica que afectó sus condiciones de trabajo.

Afirmaron que están conscientes de la colaboración que ha prestado el Gobierno en insumos, cauchos, repuestos y aceites para mantener la operatividad de sus unidades. Confirmaron que contribuirán con su trabajo a la economía venezolana.

Aprovecharon para denunciar que algunos dirigentes políticos de la derecha pretendieron utilizarlos este martes para una supuesta paralización de actividades, pero ellos se negaron.

“Quiero agradecer a los hermanos transportistas por hacer caso omiso al paro convocado por la oposición, somos servidores públicos y apoyamos las medidas económicas que impulsa el Presidente Maduro”, expresó Betancourt.

“Todo aquel que quiera utilizarnos se encontrará con una pared y un rechazo absoluto y rotundo porque seguimos apostando a Venezuela. Estamos seguros que los problemas del país lo resolveremos los venezolanos”, manifestó Jiménez.